Señales de que eres obsesiva-compulsiva

obsesiva
obsesiva

¿Cargas con gel antibacterial a todos lados? ¿Tu clóset está organizado en colores? Manías así pueden clasificarse en personalidades o preferencias, pero en algunos casos podría ser señal de algo más serio: trastorno obsesivo-compulsivo, una condición marcada por pensamientos obsesivos y compulsiones que afectan al 1% de la población.

Ver más: ¿Qué dicen tus orejas dicen de tu salud?

Lavarse las manos

Lavarse las manos compulsivamente es un síntoma que prevalece en personas obsesivas compulsivas. La urgencia se debe a un miedo hacia los gérmenes, pero también puede esconderse en un miedo irracional por enfermar a otros o de ser impuro o inmoral.

Cuándo buscar ayuda: Si piensas en los gérmenes incluso después de lavarte las manos, o si te preocupas por no haberte lavado bien, podría ser señal de un trastorno. Las rutinas detalladas para lavarse las manos también son una señal de alerta.

Limpieza detallada

La gente con TOC caen en la categoría de ‘limpiadores’ que limpian todo compulsivamente. Así como con el lavado de manos, arreglan la casa y lavan todo por miedo a sentimientos de impureza o gérmenes. Y aunque la limpieza los hace sentir bien por un tiempo, los pensamientos obsesivos siempre regresan.


Cuándo pedir ayuda: Si pasas horas al día limpiando, es posible que sea TOC… o que te gusta limpiar. En realidad hay que poner atención a las consecuencias después de detenerse. Si no limpias, ¿te sientes con miedo y ansiosa?

Checar la conducta

Checar 3, 10 y 20 veces que el horno esté apagado es una compulsión asociada con TOC, y la cual afecta al 30% de las personas con este trastorno. Como con otras conductas obsesivas, parte del miedo y de la irresponsabilidad.

Cuándo pedir ayuda: Es normal revisar las cosas de vez en cuando. Pero si el hacerlo interfiere con tu vida diaria o se convierte en un ritual que siempre debes hacer, es señal de TOC.

Contar

Algunas personas con TOC desempeñan ciertas tareas de acuerdo a un patrón numérico, como subir las escaleras o limpiar. Estas conductas parten de una superstición o una creencia. Por ejemplo, limpiarse 7 veces porque es el número de la suerte.

Cuándo pedir ayuda: Todo está en el contexto; ¿la conducta tiene sentido en tu vida? Contar puede ser una buena distracción, pero si te afecta (o a alguien más) podría convertirse en un gran problema.

Organización

La gente con TOC es tan organizada, que prácticamente es perfeccionista. Simplemente se tiene que sentir ‘bien’ cuando hay simetría. Este deseo usualmente se debe a una obsesión con el orden.

Cuándo pedir ayuda: Yo soy organizada y me gusta el orden, pero es una simple preferencia. El TOC entra cuando el deseo se convierte en una necesidad. La gente con este trastorno no quiere ser organizada, siente que debe serlo para aliviar su ansiedad.

Foto: Archivo Eme de Mujer

Más de Silvia Sánchez

Lo que debes saber sobre los ácaros

Conoce mas sobre estos pequeños bichos
Leer más